Organización social y política en la sociedad romana.

1.-Clases sociales y ocupaciones.

La sociedad romana se configura de dos clases sociales que tenían la ciudadanía romana: una aristocracia de propietarios (patricios) y una clase popular que luchaba por conseguir derechos(plebeyos). Como ya se ha dicho anteriormente, la economía estaba basada en el sistema de producción esclavista, donde la mayoría de los esclavos eran prisioneros de guerra. Existían mercados de esclavos donde se comerciaba con ellos como si fuesen simples mercancías.

Así pues la sociedad romana estaba dividida en:

  • Patricios: la clase dominante que poseía todos los privilegios tanto fiscales, como judiciales, políticos y también culturales.
  • Plebeyos:eran el pueblo que no gozaba de todos los derechos ni privilegios.
  • Esclavos: no tenían derechos y eran posesión de sus amos. El esclavismo era toda una institución social en Roma. No fue un esclavismo de raza, como sí lo sería siglos después. En Roma cualquiera podía ser esclavo; la fuente de esclavos provenía sobre todo de pueblos conquistados, pero también de delincuentes u otra gente que fuera degradada a esa clase social por algún motivo. En realidad el esclavismo no era más que la clase social más baja. Y como toda clase, también era posible ascender a veces comprando la propia libertad, o simplemente por el deseo expreso del amo que se formalizaba con el acto de de manumisión, un privilegio exclusivo de todo propietario que convertía al esclavo en liberto (esclavo liberado).

-Concepto de ciudadano y no ciudadano.

Un ciudadano es un miembro de una comunidad politica. La condición de miembro de dicha comunidad se conoce como ciudadanía, y conlleva una serie de deberes y una serie de derechos.

Entre los más importantes derechos, destacan por su importancia los de participación en los beneficios de la vida en común. Además de la imprescindible participación política, mediante el derecho al voto  que es la seña de identidad de las democracias representativas predominantes en el mundo.

Entre los deberes, destacan la obligación de respetar los derechos de los demás, de contribuir al bien común respetar los valores predominantes – que incluyen el sentido de justicia y de equidad -, y otros que contribuyen a afirmar la tesitura social y la paz.Un no cuidadano, no tiene los derechos que tiene un ciudadano, no puede votar ni hacer nada.

2.-Organización política. 

Se llama magistratura romana a la dignidad, cargo y conjunto de atribuciones con las cuales, en la antigua Roma, se investía a un ciudadano para que desempeñara determinadas funciones relacionadas con la administración y dirección política de la ciudad.
En la República romana, finalizada la monarquía (año 509 a. C.), el lugar del rey fue ocupado por dos magistrados a los que se llamó primero pretores y luego cónsules. Según la tradición romana, la aristocracia, para evitar los abusos en que habían incurrido los antiguos reyes, estableció una serie de medidas limitantes al poder de los nuevos oficiales. Así, se dispuso que cada uno tuviera veto sobre la decisiones del otro (intercessio); que gobernaran sólo por un año; que las penas o castigos que impusieran pudieran ser apeladas ante las asambleas del pueblo (provocatio ad populum) y, que una vez terminado su mandato, fueran responsables por los actos contrarios a la ley que, eventualmente, cometiesen en el cargo.
Con el tiempo, las funciones de los cónsules se disgregaron en una serie de nuevas magistraturas, a saber: la cuestura ( 447 a. C.); la censura (443 a. C.); la pretura urbana (367 a. C.); la edilidad (365 a. C.) y la pretura peregrina (242 a. C.). Todas ellas compartían las características de ser colegiadas, temporales y responsables.

Dicha magistraturas constituían el gobierno regular de la ciudad, y por ello eran llamadas ordinarias. Frente a ellas, atendiendo la necesidad de contar con una conducción unitaria y firme para los períodos de crisis, se creó la dictadura (en torno al año 500 a. C.), la cual fue incorporada a la constitución republicana con el carácter de magistratura extraordinaria. Otras magistraturas de igual carácter, pero de existencia restringida a determinados períodos de la República, fueron: el decemvirato y el triunvirato.

-Magistraturas ordinarias

 

La carrera política “cursus honorum” de un romano debía pasar por diferentes magistraturas, en un orden determinado, hasta alcanzar el consulado, que era la magistratura suprema. Este “cursus honorum” se iniciaba a los 27 años, después de haber cumplido el servicio militar. Tenían que pasar 3 años entre el ejercicio de una magistratura y al inmediatamente superior. Eran las que habían normalmente.

 -Magistraturas no ordinarias.

El senado:

Los senadores formaban el ppio, el consejo de los estados crueles, no podían reuniese sin que estos los convocaran.

La lista de los 300 miembros era primeramente redactada por los cónsules, luego por los censores.

Todos los antiguos magistrados crueles pasaban a figurar en ella cuando dejaban el cargo.

Sus funciones:

Autoritas patrum: era la rectificación de las decisiones tomada por el pueblo en los comicios, sin cuyo requisito, no eran obligatorias.

Militares: llamaba a las filas en caso de guerras, autorizaba o no las expediciones al servicio militar.

Se ocupaban, junto con los comicios, todo lo ateniente a las relaciones internacionales.

Asamblea:

La República romana (en latín: Res Publica Romanorum) tenía los poderes gubernamentales separados en 4 asambleas: el Comicio por curias, el Comicio por centurias, el Comicio por tribus’ y el Concilium Plebis (Consejo de la Plebe).

A diferencia de las cámaras modernas, estos cuerpos representativos combinaban las funciones jurídicas, legislativas y electorales, como lo hacían también los magistrados. Aunque no existía una separación clara de poderes, el intrincado balance Constitucional y la división de los poderes en la República fue notablemente elaborado. Ellos poseían el poder para hacer ex post facto leyes, retroactivamente haciendo un acto dado ilegal. Hay que denotar que el Senado Romano era una cámara deliberadora, y no poseía poderes legislativos ni jurídicos. 

Asamblea por curias

El Comicio por Curias era la más antigua asamblea romana después del Comisio Calata. Cada una de las 3 tribus antiguas tenía 10 curias, y estas a su vez 100 hombres. En total eran entonces 3.000 personas que constituían las curias juntas. Este órgano, en un principio, elegía a los más altos magistrados, pero posteriormente sólo confirmaba e inauguraba las elecciones de la Asamblea por Centurias. 

Asamblea por centurias

El Comicio por centurias incluía a patricios y plebeyos organizados dentro de 5 clases económicas (teoría hoy en día bastante desechada por cualquier historiador; pocos hablan de más de dos clases (los Caballeros y Senadores eran la Primera Clase) y distribuidos entre divisiones internas llamadas centurias. La membresía de la Asamblea requería cierto estatus económico, y poder el cual principalmente recaía en los miembros de la primera y segunda clases. La asamblea se reunía anualmente para elegir a los cónsules y pretores, y cada cinco años para elegir a los Censores. También se reunían para intentar casos de alta traición (perduellio), aunque esta última función cayó en desuso después de que Lucios Appuleius Saturninus introdujera un formato más realizable (maiestas). (traición pequeña)

El voto de un ciudadano no contaba dentro de la Asamblea por Centurias. Mas, el voto individual era contado dentro de su Centuria y determinaba el voto final de aquella Centuria. A causa de que sólo las primeras 18 Centurias (y las más ricas) poseían un número nominal de miembros (100), miembros de otras Centurias ejercían una influencia desproporcional sobre los votos finales de cada una de ellas. 

Asamblea por tribus

El comicio por Tribus incluye a patricios y plebeyos distribuidos entre 35 tribus en las cuales todos los ciudadanos romanos son ubicados para propósitos administrativos y electorales. La mayoría de la población urbana de Roma estaba distribuida entre 4 tribus urbanas, lo cual significaba que sus votos individuales eran insignificantes. Como en la Asamblea por Centurias, el voto era indirecto, con 1 voto proporcionado por cada tribu. El voto era por lo tanto inclinado en favor de las 31 tribus rurales. La asamblea por tribus se reunía en el Foro Romano, elegía a los ediles (curules solamente), los cuestores, y los tribunos de la plebe. Condujo además la mayoría de los juicios hasta que el dictador Lucius Cornelius Silla estableciera las Cortes (quaestiones). En la tabla de la derecha podemos observar las formas de gobierno de Roma.

 

Ainhoa Fernández Miranda

Anuncios

 

 

 

 

Roma: Espacio e Historia

 

  Geografía.

  • Localización geográfica.

Roma ha nacido en el corazón de la llanura agraria del Lacio, Italia es a su vez el corazón del Mediterráneo, Italia mira por igual a África y a Europa.

En (s. II d.C.) todas las costas del Mediterráneo eran dependientes de Roma.

 Italia es una república situada al sur de Europa. Sus fronteras son:

Norte: Suiza y Austria.

Noroeste: Francia.

Sur: Mar Mediterráneo.

Este: Eslovenia y Mar Adriático.

Oeste: Mar Mediterráneo.

También pertenecen a Italia algunas islas situadas en el Mar Mediterráneo como la isla de Elba, Sardinia y Sicilia y otras más pequeñas.

Dentro del territorio italiano se encuentran enclavados estados independientes como San Marino y el Vaticano.

 

localizacion de roma

 

  • Influencias geográficas.

Más de la mitad del territorio italiano se encuentra formando una península que se al sureste del Mar Mediterráneo.

Al norte se destaca la Cordillera de los Alpes donde se encuentran el Monte Cervino (4478 m) y Monte Rosa (4683 m). El pico más alto de Italia es Monte Bianco, en la frontera entre Italia y Francia, con unos 4807 metros de altura. Entre los Alpes y los Apeninos se encuentra el valle de Lombardía, bañadopor el río Po.

La costa de Italia que se encuentra en el Mar Adriático es baja y con mucha arena. La costa oeste se caracteriza por tener una cantidad bahías y golfos.

En Sicilia se encuentra el volcán Etna.

 

Historia.

  • Leyenda de la fundación de Roma: Romulo y Remo.

El origen de Roma se remonta a la llegada a la peninsula itálica del legendario héroe troyano Eneas, hijo de la diosa Venus y del mortal Anquises. Tras un largo periplo por el mar Mediterráneo y su estancia junto a Dido, reina de Cartago, llegó a las costas italianas y se instalo en el Lacio. Con Eneas llegó su hijo Ascanio, que se llamara Iulo, e iniciará la dinastía a la que pertenecerá su descendiente Numitor. Según la tradición, Amulio, a la muerte de su padre, destronó y obligó a su sobrina Rhea Sylvia a ingresar en el colegio de las vírgenes vestales. Fue amada en secreto por el dios Marte y dio a luz a Rómulo y Remo. Por haber violado el voto Rhea Sylvia fue condenada a muerte y los niños arrojados al Tíber dentro de una cesta; la cesta llegó hasta el pie de una higuera en el monte Palatino; allí los encontró una loba que los amamantó hasta que los encontró Faústulo, un pastor de los rebaños del rey, los recogió y los crió junto a su esposa.

romulo y remo

Cuando fueron mayores y conocieron su origen, los dos hermanos decidieron vengar a su familia; desterraron a Amulio e instauraron en el trono a su abuelo.

Después determinaron fundar una nueva ciudad, Rómulo fue elegido. Trazó un surco en la tierra con el que arado y señaló así los límites de la cuidad, amenazando con la muerte a quien los traspasara. Pero Remo, los cruzó, y su hermano, cumpliendo la ley, le dio muerte. Raptaron a sus vecinas, las sabinas; esto provocó una larga guerra que terminó finalmente con la unión de ambos pueblos. Rómulo se convirtió en el primer rey de Roma.

  • Historia real de la fundación de Roma.

La tradución clásica expreas que se fundó, en el 753 a.c, a orillas del río Tiber por Romulo y Remo. La historiografía contemporantea considera erronea esta tradición, situando la fundación a finales del siglo VII a. C., siendo el fundador Lucio. Una de las pruebas que muestran los defensores de esta opción, es que la arqueología ha demostrado que la zona donde se originó roma sería lacustre hasta alrededor del 600 a. C. Muy pronto la ciudad realizó una política expansionista, era un puerto más de la ruta costera de la sal, pero bajo reyes de origen etrusco como Tarquinio el soberbio , realizó campañas expansionistas que le permitieron controlar el Lacio.

 

  • Periodos en la historia de Roma.

La Monarquía romana

La monarquía romana fue la primera forma política de gobierno de la ciudad-estado de Roma, desde el momento legendario de su fundación el 21 de abril del 753 a. C., hasta el final de la monarquía en el 510 a. C., cuando el último rey, Tarquinio el Soberbio, fue expulsado, instaurándose la república romana.

Los orígenes de la monarquía son imprecisos, si bien parece claro que fue la primera forma de gobierno de la ciudad, un dato que parecen confirmar la arqueología y la lingüística. La mitología romana vincula el origen de Roma y de la institución monárquica al héroe troyano Eneas, quien, huyendo de la destrucción de su ciudad, navegó hacia el Mediterráneo occidental hasta llegar al territorio que actualmente corresponde a Italia. Allí fundó la ciudad de Lavinium, y posteriormente su hijo Iulo fundaría Alba Longa, de cuya familia real descenderían los gemelos Rómulo y Remo, los fundadores de Roma.

 

La República romana

La República (509 a. C.27 a. C.) fue una etapa de la antigua Roma en la cual la ciudad de Roma y sus territorios mantenían un sistema republicano de gobierno.

En circunstancias históricas poco claras, la monarquía romana fue abolida el 509 a. C., y sustituida por la República. Una característica del cambio fue que la administración de la ciudad y sus distritos rurales quedó regulada en el derecho de apelar al pueblo contra cualquier decisión de un magistrado concerniente a la vida o al estatuto jurídico.

La administración ejecutiva quedó dotada de imperium o poder omnímodo el cual tenía un origen religioso que arrancaba del propio dios Júpiter. Los magistrados dotados de imperium eran los cónsules, pretores y, eventualmente, los dictadores. Sin embargo, el imperium sólo se ejercía extra pomoerium, es decir, fuera de las murallas de Roma. En consecuencia, tenía un carácter esencialmente militar. En la ciudad en sus funciones civiles, los magistrados estaban sometidos a limitaciones legales y controles mutuos.

 

El imperio romano

 

El siglo II

Característica del Siglo II a. C. es la proliferación de esclavos que viven en estado salvaje, en haciendas abandonadas. Una conspiración de esclavos con ramificaciones por toda Italia, fue abortada en Apulia, y siete mil esclavos fueron apresados y condenados a muerte (185 a. C.). También hubo insurrecciones de esclavos en Etruria (196 a. C.) y Lacio (198 a. C.).

 

Economía

Desde el punto de vista económico, la base agrícola varía bastante según las zonas.

  • En el Valle del Po predominaba el pequeño campesinado que convivía con los grandes dominios. El cultivo de cereales, cultivo idóneo para la zona, tiende a desaparecer.
  • El Ager Gallicus y el Picenum es una tierra de pequeños campesinos surgidos de la distribución de tierras por el Estado.
  • Etruria y Umbría son tierras de ciudades, cuya organización dificulta el progreso del campesinado.
  • En el Lacio, País Marso y País de los Sabélicos la situación es similar a la de la propia Roma.
  • En Italia del Sur las ciudades están arruinadas y existe poco campesinado.
  • En el Samnio hay una despoblación notable y las ciudades están también arruinadas.
  • En Campania y Apulia las antiguas ciudades han quedado arruinadas, y los repartos de tierras, en general no prosperaran. En parte de Campania las tierras eran Ager Publicus y solo se dejaban a su ocupante a título de arrendatario por tiempo limitado.
  • En el Brucio y Lucania el poblamiento es débil y la agricultura apenas progresa.

 

Demografía

A principios del Siglo II la población de Italia, decreció debido a las guerras, pero a mediados de Siglo se recuperó, para volver a descender durante las dos o tres últimas décadas en Italia a causa de las guerras y las emigraciones (el descenso en Italia entre 130 y 100 a. C. fue de aproximadamente un 25%).

El Siglo II a. C. supone un gran avance para el desarrollo de las ciudades romanas. Las influencias orientales son decisivas para este avance, que permitió crear ciudades modernas, con un desarrollo adecuado para las pequeñas ciudades.

Con el desarrollo del urbanismo se construyen los primeros acueductos dignos de este nombre (en Roma el tercer acueducto de la ciudad, y primero moderno, llamado Marcia, se construyó antes del 144 a. C.), y se efectuaron numerosas obras (como las cloacas de Roma, em-pedrados de calles, edificios, etc.).

 

La decadencia

A principio del siglo V, las tribus germánicas, empujadas hacia el Oeste por la presión de los pueblos hunos, procedentes de las estepas asiáticas, penetraron en el Imperio Romano. Las fronteras cedieron por falta de soldados que las defendiesen y el ejército no pudo impedir que Roma fuese saqueada por visigodos y vándalos. Cada uno de estos pueblos se instaló en una región del imperio, donde fundaron reinos independientes. Uno de los más importantes fue el que derivaría a la postre en el Sacro Imperio Romano Germánico.

El emperador de Roma ya no controlaba el Imperio, de tal manera que en el año 476, un jefe bárbaro, Odoacro, destituyó a Rómulo Augústulo, un niño de 10 años que fue el último emperador Romano de Occidente y envió las insignias imperiales a Zenón, emperador Romano de Oriente.